SMG Ingeniería, proveedora de insumos y servicios para la minería: "Cuando se nace soñador es porque has nacido para cosas grandes"

Así lo manifiestan sus propietarios, quienes crearon un producto único en su tipo que le cambió el destino a esta empresa, la que hoy se está posicionando como una firma innovadora y altamente competitiva que comienza a mirar hacia el extranjero.

imagen foto_portada.jpg

Nuestro país es el mayor productor de cobre a nivel mundial, por lo que mejorar constantemente los procesos de extracción y recuperación de este mineral es una necesidad fundamental para las compañías cupríferas del país y, sobre todo, de la zona norte, donde se encuentran los mayores yacimientos. Dentro de ese contexto, un grupo de jóvenes ingenieros decidieron crear una empresa innovadora y altamente competitiva que ofreciera soluciones a este rubro, la cual denominaron SMG Ingeniería y cuyo nacimiento ocurrió al alero de Minera Escondida.

En un principio la firma fue proveedora de insumos, pero siempre ha estado en la búsqueda de oportunidades para prestar servicios y ofrecer a sus clientes el mejoramiento de su gestión en los procesos. Es así como estando insertos en el área de sulfuros se detectó, junto a personal de la minera, una problemática que existía sobre las pilas de lixiviación de cobre, y se define la siguiente solución: lograr un montaje de los elementos mucho más rápido, respetar las matrices de riego en forma perfecta, capturar mayor temperatura para las bacterias, ningún gotero tapado y conseguir una recuperación de cobre en la capa superior del terreno, lixiviar realmente de manera homogénea y que no exista evaporación de los ácidos lixiviantes, entre otros beneficios.

Con este desafío entre manos, la empresa inició un proceso de ingeniería para dar con una solución. "El desarrollo de nuestro invento llevó aproximadamente 2 años y, a través de ensayo-error, se llegó a determinar -por ejemplo- el tipo de calidad de los productos que se debían utilizar", explica Manuel Acuña, gerente de planificación y desarrollo de la empresa.

El resultado de todo ese esfuerzo fue el "Conjunto Manto Irrigador", un producto que aporta una solución real y efectiva a este problema de las mineras. Las pruebas en terreno demostraron excelentes resultados, por lo que se hizo necesaria su protección, asegurando con ello no sólo la calidad que requiere el proceso, sino también la consolidación de SMG Ingeniería en ese mercado.

Enfrentados al proceso de patentación, Alexis Arancibia, gerente general de la empresa, señala que "existía un gran desconocimiento por nuestra parte sobre el proceso y que nos hacía pensar en lo difícil que sería conseguir la patente de nuestro invento. Sin embargo, gracias a la buena atención del personal de INAPI y su apoyo pudimos ir llenando paso a paso los formularios, contactándonos por teléfono y correos electrónicos, ya que somos de la ciudad de Antofagasta y la distancia con Santiago nos jugaba en contra. Fuimos acompañados en cada paso con buena disposición y orientación, hasta que llegó el documento que certificaba la invención y en un plazo que fue relativamente rápido".

En cada informe que recibieron, y la respuesta del perito lo corroboró, se demostraba que su producto era único. "Para una empresa que está en pleno crecimiento y desarrollo, significa muchísimo contar con un derecho de propiedad industrial. Significa más años de vida para la empresa, significa reconocimiento del mandante y tus pares, significa expansión de mercado, significa -por ejemplo- tu mejor canción que repetirás por años en diferentes melodías. Significa que podemos atravesar las fronteras y exportarlo", enfatiza Arancibia.

El ejecutivo agrega que "cuando tú emprendes algo en la vida esperas que los resultados salgan bien, pero a medida que vas avanzando te das cuenta que existen muchos obstáculos y los comienzas a superar uno por uno. Conoces tu meta y sabes que debes alcanzarla, porque ya la visualizaste, ya estuviste allí. El tema es que cuando sueñas no hay problema y ves todo bien. Y en realidad es así, la vida es finalmente como la queramos ver y entender".

Arancibia finaliza diciendo que "con esto entendimos que los sueños no se abandonan, que la gente te dirá muchas cosas, la familia también lo hará y sólo debes escuchar tu voz interior, seguir con tus ganas, seguir con tu hambre de crecer y entender más. Cuando se nace soñador es porque has nacido para cosas grandes y si este sueño te lo envió Dios, a él agradecemos".